Mi página personal e íntima (L’illa)

Entradas etiquetadas como “wikileaks

Anonymous, el Wikileaks de la red…son legión, no perdonan, no olvidan..

Somos Anonymous

Una legión de ciberactivistas se moviliza en la Red. Se hacen llamar Anonymous y dicen luchar por la transparencia, la libertad de expresión y los derechos humanos. No muestran la cara ni tienen líderes. La semana pasada tumbaron las webs oficiales de Túnez, tras la autoinmolación de un joven. Hace un mes, atacaron a las empresas que cortaron el grifo a Wikileaks. Son un movimiento germinal, fuertemente libertario y de contornos confusos. Este es su retrato

JOSEBA ELOLA 16/01/2011

 

Este es su lema: “Somos una legión, no perdonamos, no olvidamos, espéranos. Anonymous”. Así es como cierra sus anuncios y comunicados este movimiento sin líderes y sin portavoces, con voz, pero sin cara. O más bien con máscara: la máscara del anarquista revolucionario de V de Vendetta, la novela gráfica de Alan Moore, la que inspiró la película protagonizada por Natalie Portman y Hugo Weaving en 2006. La máscara se ha convertido en símbolo de un movimiento ciberactivista que no se anda con chiquitas. La semana pasada colapsaron las webs oficiales de Túnez , tras la inmolación de un joven de 26 años. El lunes pasado la tomaron con la web del partido irlandés Fine Gael. Atacaron a la SGAE y a los partidos políticos españoles al hilo de la ley antidescargas. Y hace un mes le metieron mano a Visa, Mastercard, PayPal y Amazon, las empresas que dieron la espalda a Wikileaks.

Anonymous está en su momento. Su gente está motivada. La persecución a Wikileaks era el acicate que necesitaban. No van a parar.

Woolwich, a 45 minutos del centro de Londres, exteriores de la Real Corte de Justicia. Acaba de comparecer Julian Assange, fundador de Wikileaks; es martes 11 de enero y una treintena de activistas se manifiestan en apoyo de su gran inspirador, de su nuevo héroe. Entre ellos, Magnonymous, joven de 22 años que oculta su cara tras la máscara de V de Vendetta. “Nos opondremos a cualquier violación de derechos humanos. Nos opondremos a cualquier ataque del Gobierno. Si esto sigue así, la revolución será la única opción”.

Magnonymous es uno más, no es portavoz de nadie, y menos de un movimiento que no quiere portavoces, como se apresuran a decir todos los miembros de Anonymous apenas empiezan a hablar con un periodista. Le pidió el día libre a su jefe para venir a manifestarse a este lejano juzgado, la corte a la que traen casos en que es preciso mantener a la prensa y al público a raya, el lugar donde fueron juzgados los terroristas de los atentados de Londres de 2005. “No somos miembros de ningún grupo político, no somos políticos, somos activistas. Me ofendería si me adscribieran a cualquier corriente política”.

Entender el universo Anonymous no es cosa fácil, el fenómeno es el perfecto reflejo del nuevo mundo en el que vivimos, de la nueva sociedad que está naciendo a raíz de la revolución digital. Todo apunta a que sus miembros consideran más que superada la vieja dialéctica izquierda-derecha. Total, qué más da que gobiernen el centro-izquierda o el centro-derecha, todos van a hacer lo mismo, todos están al servicio de los grandes bancos y las grandes empresas, todos van a seguir intentando controlar el chiringuito.

Pues bien, aquí hay una legión de jóvenes que no quieren que se oculte que las cañerías del chiringuito no desaguan bien; no quieren que se oculte que hay varios en el chiringuito que meten la mano en la caja; no quieren que se oculte que a un disidente de la gestión del chiringuito le quisieron tapar la boca. No quieren que se oculte nada. La nueva dialéctica: estar a favor del ocultamiento o de la transparencia. Una de dos.

Este movimiento global, transnacional, transversal, también es difícil de entender porque se gestó en la Red, con las inercias propias de Internet. Es producto del momento, de la interacción, de la necesidad de movilizarse en un mundo cínico, corrupto e injusto. Se ha tejido de forma orgánica, conversación sobre conversación, idea sobre idea, propuesta sobre propuesta. Cualquiera puede formar parte de Anonymous, cualquiera puede entrar cuando quiera y sumarse a la conversación en webs como whyweprotest.net. Entrará en un mundo en el que la gente se va poniendo progresivamente de acuerdo sobre una idea hasta que una suerte de consenso espontáneo indica cuál es el siguiente objetivo, contra quién hay que lanzar el próximo ataque. Algún diario, como The Guardian, ha sostenido que están más coordinados de lo que ellos mismo creen.

No todos los miembros de Anonymous son hackers, no. Los hackers son una gran minoría del colectivo. La mayoría son ciberactivistas que participan en la conversaciónonline y, ocasionalmente, en la protesta en la calle. En torno a unos 1.000 integrantes, según la experta Gabriella Coleman, son los que ponen sus ordenadores al servicio de los ataques contra webs, los que se descargan el dispositivo que permite que su ordenador, cautivo, pueda ser parte de los llamados DDoS, ataques distribuidos de denegación de servicio.

Los DDoS son el arma que los ciberactivistas tienen más a mano. Permiten realizar operaciones que consiguen un considerable eco mediático y que afectan a la imagen de la marca contra la que se dirigen. Consisten en mandar simultáneamente, orquestadamente, miles de peticiones a un servidor para que se colapse. Así ocurrió el pasado 8 de diciembre.

Mastercard decidió cortar en esa fecha el grifo a Wikileaks. Cualquiera que quisiera hacer una donación a la plataforma de Assange no podría hacerlo a través de una tarjeta de esta compañía. La decisión desencadenó el ataque. “Registramos lo que llamamos unsuper heavy traffic “, declara en conversación telefónica Cristina Feliú, portavoz de Mastercard para España y Portugal. “Eso significa que quien entró en nuestra página notó que funcionaba con mayor lentitud”. Pero no se produjo, según dice, ningún problema en las operaciones de sus clientes con tarjetas, ni ningún tipo de fraude. “Al día siguiente ya habíamos recuperado el ritmo”. Desde Visa declinan hacer comentario alguno y se remiten a los comunicados que afirmaban que los ataques no afectaron a sus operaciones.

Evidentemente, en ese gran colectivo cuya cifra de miembros y simpatizantes es difícil de estimar (los miembros consultados hablan de decenas de miles) hay hackers. Y, de hecho, el FBI está tras sus pasos. Un joven holandés de 16 años fue arrestado poco después de los ataques en su casa, en La Haya. Admitió que había participado en ellos y fue puesto a disposición judicial. “Admitir que participaste no es muy inteligente”, explica Philter, estudiante de 19 años y miembro de Anonymous. “El chico tenía 16 años y se asustó, era bastante inexperto, no tomó las suficientes precauciones”.

Hablar con la gente de Anonymous no es fácil. Desconfían de los periodistas, de que sus comunicaciones estén intervenidas. No ven con muy buenos ojos a los medios de comunicación tradicionales: desde su punto de vista, ayudan a que se mantenga el statu quo. El hecho de que un diario como EL PAÍS o The Guardian hayan participado en la difusión de los cables de Wikileaks ha supuesto, explica Hamster, informático londinense de 26 años, un plus de credibilidad para medios hasta ahora poco apreciados.

La semana pasada nos pusimos en contacto con miembros de Anonymous en España. Aclarando, como siempre, que no respondían en calidad de portavoces de nadie, ya que el movimiento no tiene portavoces, declinaron realizar una entrevista telefónica o en persona. Cualquiera que intente destacar un poco entre los anonymous es automáticamente rechazado por el resto de la comunidad. Así ocurrió en Londres en diciembre con Coldblood, un anonymous que dio la cara ante los medios en los días del proceso a Assange. “Coldblood ha sido condenado al ostracismo”, confirma Hamster, miembro de Anonymous desde 2008.

No obstante, los miembros de Anonymous Spain, que desde hace varias semanas envían comunicados a ciertos medios de comunicación actualizando la información en torno a las distintas operaciones de ataque, ofrecieron la posibilidad de que les enviáramos un cuestionario, al que responderían de modo consensuado.

Respondieron tres administradores del canal #hispano, encuadrados en edades entre los 17 y 32 años, según dijeron. Sus respuestas, desde luego, encajan perfectamente con el discurso que mantienen los miembros de este movimiento de conciencia onlineconsultados hasta la fecha y con el tono de las webs en que participan. Resulta interesante reproducir aquí las respuestas de esta célula de Anonymous a las preguntas que les enviamos para aclarar ciertas dudas. No son portavoces de nada. Pero sus palabras sirven para reflejar el sentir de esa comunidad.

Pregunta. ¿Se puede dar alguna cifra de cuánta gente en España pertenece a Anonymous? ¿Y cuánta a nivel internacional?

Respuesta. Sería imposible dar cifras, y esa es la gracia de Anonymous. Para empezar, hay que recordar que es una organización que no existe y que por definición es una (des)organización. Anonymous no es nadie y puede ser cualquiera. Salvando las distancias, es como una organización insurgente basada en células, compartimos una marca, Anonymous, pero somos gente independiente, que responde a una ideología común y que participa de cada acción particular de acuerdo con si coincide o no con sus convicciones.

Teniendo lo anterior en cuenta, y específicamente en España, si tuviera que dar una cifra, creo que estaríamos hablando de entre 1.000 y 2.000 personas, que van en diversos niveles de compromiso, desde una mayoría que serían los que apoyan nuestras iniciativas en Twitter, Facebook, etcétera, hasta los más comprometidos, que serían algo más de un centenar, los que participan saliendo a la calle con acciones reales como, por ejemplo, la Operación Paperstorm

[distribución de folletos, flyers, pintadas] o las concentraciones de la Operación Demostración [concentraciones en España a favor de Wikileaks y contra la ley Sinde]

. A nivel internacional, extrapolando, hablaríamos posiblemente de decenas de miles.

P. De ellos, ¿cuántos participan en los ataques DDoS?

R. Aquí sí podemos dar cifras más exactas. En los ataques del 20 de diciembre contra laley Sinde contábamos con casi 500 usuarios conectados en la Colmena, que es el sistema de comando y control de la herramienta de DDoS LOIC que permite que todos losanonymous ataquen a un mismo tiempo a un mismo objetivo. Este número, no obstante, podría ser más alto, pues habría que añadir la gente que atacaba manualmente o desde Linux.

P. ¿Alguna iniciativa en las acciones de Anonymous tuvo su origen en conversaciones de Anonymous España?

R. Realmente no se puede diferenciar entre Anonymous de tal o cual país. Cuando se plantea una operación, si esta es secundada, recibe apoyos de todo el planeta; hubo apoyos a nuestra lucha contra la ley Sinde en diciembre y aún esperamos más en el futuro. Prueba de ello es esta convocatoria redactada en más de 15 idiomas, en la que han participado anonymous de todo el mundo, en la que se hace un llamamiento a todos los anonymous a apoyar las protestas virtuales contra la ley Sinde.

P. ¿En qué foros o webs os movéis?

R. Nuestro principal punto de unión no es una web o un foro, sino una red de chat conocida como IRC, nosotros lo llamamos el IRC Anonops. Aquí nos reunimos en diversos canales de discusión como #operationpayback o #hispano, este último, el que aglutina a los anonymous españoles; desde ahí se pone en común y se plantean estrategias. Las que son secundadas luego se van distribuyendo a la red por blogs y webs anonymous, hasta llegar a los Twitter y Facebook de anonymous individuales. Es una estructura perfectamente organizada en la que, sin embargo, no existen líderes ni ninguna fuente inicial.

P. ¿Qué diríais a la gente que dice que sois hackers?

R. La mayor parte de los anonymous no son hackers en el sentido clásico de la palabra, son usuarios de Internet como cualquiera, solo que con una motivación para el activismo digital. Lo que sí es cierto es que contamos con hackers entre nuestras filas, por ejemplo, la gente que administra los servidores de IRC y el resto de las redes de comunicaciones encriptadas, o los que programan LOIC [Low Orbit Ion Cannon, aplicación para realizar pruebas de resistencia a una red informática] y las herramientas de ataques. He aquí la grandeza de Anonymous, solo hace falta un genio informático para programar la herramienta, y cuando esta herramienta pasa a ser usada por miles de personas anónimas, aunque no sean expertos a efectos prácticos, es como contar con un ciberejército de miles de hackers que pueden inutilizar cualquier red o sistema informático si se lo proponen.

P. ¿Cuáles son los principios básicos de vuestro ideario?

R. Son pocos y terriblemente simples, lo que permite unificar a la mayor cantidad de gente posible. Anonimato absoluto, que supone, entre otras cosas, la ausencia total de líderes y cabezas visibles en nuestro movimiento; la lucha contra la corrupción en los Gobiernos o en cualquier estructura de poder. La defensa incondicional de la libertad en Internet.

P. ¿Existe peligro de que alguien intente manipular vuestras operaciones desde dentro?

R. Sería imposible, cada anonymous actúa de forma individual, él mismo decide si forma o no parte de una operación de forma totalmente independiente del resto. Si piensas en organizaciones reivindicativas del siglo XX, siempre han corrido el riesgo de que un topo se infiltrara y con el tiempo llegara a formar parte de la cúpula para desbaratar la organización desde dentro; eso sería imposible con anonymous, pues no existen líderes, ni se sigue una jerarquía formal. No obstante, sí sabemos que existen agresiones externas contra Anonymous, como la investigación del FBI abierta a raíz de los ataques DDoS a Mastercard y PayPal, o sofisticados ataques informáticos que hemos sufrido y sospechamos provienen de servicios de inteligencia occidentales; afortunadamente, en estos casos la naturaleza descentralizada de Anonymous también hace imposible cualquier injerencia externa.

P. ¿Cuáles son las preocupaciones actuales de Anonymous?

R. Lo importante, la verdadera preocupación, es seguir luchando por los principios de nuestro ideario, y en función de eso estamos trabajando en varias operaciones. Está en marcha la publicidad de fase 2 de la Operación Sinde, que consistirá en diversas acciones de protesta en torno al día 18 de enero, en que termina el plazo de presentación de enmiendas a dicha ley. A nivel mundial está en marcha la Operación Tunisia, en apoyo a los manifestantes en contra del régimen tunecino: se han realizado ataques DDoS contra diversos sitios oficiales y también se ha elaborado un kit de ayuda informático con programas de cifrado y comunicaciones para los disidentes tunecinos. En relación con el futuro estamos preparando la Operación Quicksilver, que, si tiene éxito, va a conmover Internet, pero los detalles, por su propia naturaleza, son secretos por el momento.

El movimiento Anonymous va camino de trascender el caso Assange y el episodio Wikileaks. La persecución del fundador de la web de las filtraciones, que recientemente puso al desnudo a la diplomacia norteamericana y destapó maniobras, tejemanejes y corrupción en las cuatro esquinas del planeta, ha sido un detonante. Wikileaks representa como pocas organizaciones los valores en los que creen los anonymous:transparencia, derechos humanos, libertad de expresión. La web destapa secretos: si algo le pone a un anonymous es destapar secretos de organizaciones poderosas y ponerlos a disposición de público. Así, Assange se ha convertido en todo un símbolo para los integrantes de esta comunidad.

Wikileaks ha negado en todo momento estar detrás de las operaciones de Anonymous. Su número dos, Kristinn Hranfsson, lo contaba hace un mes en el centro de la organización en Londres. “Ni hemos animado a que se haga, ni tenemos contacto con la gente que lo está haciendo, pero tampoco lo condenamos”, contaba, cigarrillo en boca, este periodista de investigación islandés enrolado en las filas de Assange.

Una buena parte de los anonymous se aglutina en torno a la web whyweprotest.net. Hamster se conecta con su iPad a este espacio en que los miembros de la comunidad intercambian ideas e iniciativas. Este joven informático cuenta que el canal 4chan estuvo en el origen del movimiento, pero que la acción se sitúa ahora en whyweprotest. “Cualquiera puede entrar y preservar su anonimato. Eso es lo bueno. La gente se centra en lo que dicen los demás, y no en quién lo dice”.

Hamster sorbe su café con caramelo en un céntrico café de Oxford Street. Su iPad está desplegado en la mesa, está continuamente chequeándolo, responde a las preguntas, pero su mirada se va constantemente hacia la pantalla. Muestra una foto de la habitación de su casa: un ordenador, cuatro pantallas. “Así puedes estar atento a varias cosas a la vez”, dice, y suelta una entrecortada sonrisa.

Cuenta que hay cerca de 33.000 personas registradas en whyweprotest. La gran mayoría, miembros de Anonymous o simpatizantes de la causa. “Los más agresivos son la gente de Anonops, yo soy menos agresivo”. Dentro de Anonymous hay detractores de los ataques DDoS. “Creo que esos ataques nos desacreditan”, afirma Magnonymous. “Van a utilizarlos para criminalizarnos y para generar propaganda negativa sobre nosotros”. Magnonymous lo tiene claro: “No debemos utilizar la violencia en ningún caso. Cualquier miembro que propusiera utilizar la violencia sería rechazado por el grupo”. Hay otro espacio en el que también se mueven los miembros del colectivo: whywefight.net, el blog informativo de los “soldados de la ciberguerra”.

Hamster se unió a Anonymous a principios de 2008. Cuenta que lo hizo al poco de abandonar la Iglesia de la Cienciología. “Me di cuenta de que no me ayudaban para nada. Lo único que hacen es convertirte en un idiota y manipularte”. Afirma que abandonó la cienciología internamente, pero no de hecho: cuenta que sigue yendo dos veces por semana y que intenta sacar documentación para ponerla a disposición de Anonymous. “Honestamente, a veces me da un miedo horrible. Si me descubrieran, convertirían mi vida en un infierno”.

La Iglesia de la Cienciología es uno de los grandes enemigos de Anonymous. La lucha contra esta secta fue lo primero que unió a todos estos ciberactivistas en 2008, y siguen en las mismas. Una lucha que en realidad arrancó a mediados de los noventa, pero que tomó cuerpo en 2008. A los anonymous no les gusta la seudociencia, ni, por lo general, las religiones. Sostienen que la tecnología debe servir para expandir el conocimiento, no para controlar las mentes. Como explica la profesora Gabriella Coleman, antropóloga de la Universidad de Nueva York especializada en el mundo hacker y estudiosa del fenómeno Anonymous, la Iglesia de la Cienciología es la perfecta antítesis de Anonymous, el fenómeno inverso: oscurantismo, ocultamiento, censura. Destapar los secretos de una organización secretista, de una organización religiosa con marca registrada, sostiene, se convirtió en el primer gran desafío de Anonymous. En febrero de 2008, los miembros que se reunían en la Red desde sus casas trasladaron sus protestas a la calle, a la “vida real”. Hubo manifestaciones en Londres, Ámsterdam, Berlín, Sidney. “Fue cuando más gente de Anonymous he visto en la calle”, reconoce Hamster.

PayPal. Visa. Mastercad. Amazon. PostFinance. La web de la fiscalía sueca, la del partido irlandés Fine Gael, las del régimen tunecino. No hay fronteras para Anonymous. La lucha contra la cienciología les unió. La lucha pro Wikileaks les ha reunido de nuevo. Cualquier ataque a los derechos humanos, cualquier intento de censurar, se produzca donde se produzca, será castigado por ellos con las armas que tienen a su alcance. “Si hubiera una revolución”, dice Hamster, “Internet nos proporcionaría la tecnología”.

Operaciones recientes

6 y 7 de diciembre de 2010. Operación Payback (Venganza): Ataques DDoS contra Paypal, Mastercard, PostFinance, Amazon y Visa. Las webs de la fiscalía sueca y del abogado de las dos mujeres que presentaron cargos contra Assange también fueron atacadas.

18 de diciembre de 2010. Operación Paperstorm. Flyers y pintadas para dar a conocer a Anonymous y su lucha por la libertad de Assange.

Mediados de diciembre: Operación Leakspin, para dar a conocer el contenido de cables de la diplomacia norteamericana que pasaron desapercibidos.

20 de diciembre: Operación Sinde: Ataques DDoS contra las webs de PSOE, CiU y del Congreso de los Diputados.

2 de enero de 2011. Anonymous anuncia la Operación Tunisia y colapsa las webs del régimen tras la inmolación de un joven tunecino.

8 de enero de 2011. Operación contra la página del partido irlandés Fine Gael.

webs

http://www.whyweprotest.net

http://www.4chan.org

http://www.whywefight.net

 


Ciberactivistas con Assange, el voluntariado en la red…

Decenas de personas apoyan al fundador de Wikileaks

Los ciberactivistas del grupo valenciano de Freewikileaks volvieron ayer a la calle en varias capitales españolas. En Valencia, varias decenas de ellos se concentraron en la plaza del Ayuntamiento de Valencia en defensa de Julian Assange, fundador de la organización sin ánimo de lucro Wikileak. Isacar Marín, coordinador de la iniciativa, recordó que la web que ha impulsado pretende “concienciar a la sociedad civil de la persecución llevada a cabo contra Wikileaks y su fundador Assange”.

Marín y otros ciberactivistas más viajarán a Londres el próximo 11 de enero, donde está previsto el juicio contra Assange. “Wikileaks ni espía ni ha robado documentos”, argumentó Marín.

Antes ha tenido lugar una concentración simultánea organizada por Anonimous “en repulsa de los actos de censura a la libertad en Internet”.

http://www.elpais.com/articulo/Comunidad/Valenciana/Ciberactivistas/Assange/elpepuespval/20110109elpval_2/Tes

 


El reto de Wikileaks

JUAN CARLOS MONEDERO

Algo olía a podrido al sur de Dinamarca cuando las últimas filtraciones de Wikileaks fueron a parar a los medios que precisamente llevaron, por el ocultamiento obstinado de informaciones comprometidas, al nacimiento de la propia Wikileaks. Las repentinas conversiones, incluidas las de la prensa libre, no siempre responden al llamado de la fe. La información que se está brindando de los 250.000 cables refuerza las líneas editoriales tradicionales, más allá de algunos regalos que permiten pelear con más fuerza frente a alguna tropelía (Guantánamo o Couso, pruebas de la sumisión de las autoridades españolas a Estados Unidos).
Los borrones de la mucha tinta están pudiendo a las letras. Wikileaks, que se significó y adquirió credibilidad por sus informaciones sobre Kenia, Timor, Irak o Afganistán, se ponía ahora en manos de un neocártel informativo (Der Spiegel, The New York Times, The Guardian, Le Monde, El País) que compartía secretos, reglas y tamices. Si de las filtraciones del Watergate salieron los fontaneros políticos, en el neocártel, la fontanería es tarea de los propios medios.

El eco de los grillos aturde: que EEUU mantiene sus redes por el planeta; que los gobiernos latinoamericanos son, de una manera u otra, sospechosos; que los países árabes, aliados o no, sólo son tratables bajo el choque de civilizaciones; que los terroristas siguen conspirando; que Europa oscila entre el ridículo y la sumisión; y que Israel no aparece por ningún lado, aunque todo lo filtrado refuerza su peculiar manera de leer el mundo. En un curioso bucle, el poder imperial ha logrado poner en el planeta el más importante altavoz de sus interesados puntos de vista. No por culpa de Wikileaks, sino merced a la fontanería de ese neocártel que está elevando a verdad mundial las opiniones de embajadores, y también las del sastre de Panamá, de Tintín o del atribulado Cónsul Honorario de Graham Greene.

No conviene leer los cables filtrados como chismes o señal de la mala información de la diplomacia. Todo lo contrario. Los análisis serios no se hacen in situ. La inteligencia está en los servicios de estudios, universidades y fundaciones del país investigador, no del investigado. La tarea de las embajadas, por el contrario, consiste en captar informantes, espías y agentes, algo que se logra no con inteligencia, sino con dinero, chantaje, sexo, concesión de estatus o invitaciones a un rancho, una cacería, una intermediación o un desayuno con vistas. No es que los cables sean chuscos, es que la diplomacia es así. Y pese a su ridículo, al igual que los anuncios de detergentes, es útil. La sumisión de judicaturas, bancas, fiscalías y ejecutivos (los parlamentos, impotentes, ni aparecen) demuestra que esa diplomacia vulgar y anecdótica, como las monarquías campechanas, es profundamente eficaz.

Pero Wikileaks no debe confundirse con la espuma de los cables estadounidenses. La reclamación de una red libre y la exigencia de una información veraz y transparente ha roto uno de los principales requisitos del modelo neoliberal: presentar los privilegios como premisa del interés general. Las respuestas en la red ante esas empresas, a las que no les molesta el Ku Klux Klan pero sí el presupuesto kantiano de la publicidad de las normas, señala una nueva pelea. Se ha empezado a hablar de la primera ciberguerra mundial. Al tiempo, el terrorismo de Estado apunta con convertirse en ciberterrorismo de Estado (incluidas detenciones sobre la base de acusaciones fabricadas).
Wiklileaks y los voluntarios que comparten una nueva forma de compromiso en el éter de las redes representan un internacionalismo de nuevo perfil, alejado de las internacionales socialistas, comunistas o trotskistas, y también de ese germen de V Internacional que pretendía constituirse con los descolgados de las anteriores y los movimientos sociales. Esta VI Internacional no tiene sujeto, programa ni centro, moviliza puntualmente a brigadas o pelotones, es líquida, cambiante, dispersa y está conectada como la propia sociedad en la que opera. Por vez primera en la etapa del capitalismo de los últimos 60 años, la sociedad puede ir tan deprisa como las estructuras económicas del sistema. Si la bolsa se mueve por Twitter, los activistas también. No es extraño predecir que la inmediata gran batalla, derrotada por el momento la clase obrera por su nostalgia del bienestar perdido, el miedo a descender en la escala social, la televisión anestesiante y la falta de alternativas, tenga lugar en internet. Su trinchera será su democratización o su control. Wikileaks ha señalado la puerta del ágora mundial. ¿Quién tiene la llave?

Dice Slavoj Zizek que la filosofía germana, el utilitarismo inglés y la diplomacia francesa se expresan en sus retretes. El alemán deja las deyecciones patentes para su oportuno análisis. Los anglosajones evacúan en el agua para, según convenga, inspeccionar o eliminar los detritos. Los franceses mandan directamente las deposiciones a un agujero, lejos de la vista, lo que permite, diplomáticamente, negar cualquier relación del interfecto con las heces. Wikileaks nos ha hecho a todos guardianes de la mierda. Puede mirarse a otro lado, pero ahí está. Se trata de ver si, con las manos y la conciencia manchadas, pasamos a corresponsabilizarnos y romper el circuito perverso que confunde soberanía con privilegios.
Como a aquel polluelo caído del nido en el invierno, el estiércol diplomático puede hacernos revivir y también atraer al gato con nuestro restablecido piar. Pese a las dudas del pájaro, el gato dudará menos cuando, satisfecho, se lo esté comiendo.

http://blogs.publico.es/dominiopublico/2821/el-reto-de-wikileaks/

Juan Carlos Monedero es profesor de Ciencia Política de la Universidad Complutense de Madrid.

Ilustración de Enric Jardí

 


Atentado 11 M. Moncloa-ETA-EEUU. Cable wikileaks

Frase Final:

“De ahí que nos llaman desde Moncloa para que el gobierno de Estados Unidos sea claro en público comentando que el autor de esta tragedia es ETA”

ID: 14847
Date: 2004-03-11 13:58:00
Origin: 04MADRID827
Source: Embassy Madrid
Classification: CONFIDENTIAL
Dunno: 04MADRID679 04MADRID712
Destination: This record is a partial extract of the original cable. The full text of the original cable is not available.
C O N F I D E N T I A L SECTION 01 OF 02 MADRID 000827

SIPDIS

FOR S/CT, DS/DSS/ITA, DS/ICI/PII, DS/IP/EUR, DS/DSS/IP,
DS/DSS/OSAC

E.O. 12958: DECL: 03/11/2014
TAGS: PTER, PREL, ASEC, SP, OSAC, Counterterrorism, Spanish Election March 2004
SUBJECT: SPAIN’S 9-11: ETA MASSACRE IN MADRID THREE DAYS
BEFORE ELECTION, DEATH TOLL UPWARDS OF 173

REF: (A) MADRID 679 (B) MADRID 712

Classified By: A/DCM Carol Urban per 1.5 (b) and (d). 

1. (SBU) ETA terrorists struck March 11 in the center of
Madrid, placing bombs on four commuter trains. There were a
total of 13 explosions (including three police-controlled
explosions to disactivate bombs.) The bombs exploded in
the middle of rush hour, from 0835 to 0855 local. Interior
Minister Acebes confirmed that the GOS had “no doubt” that
ETA was responsible. He also confirmed that there were no
advisory calls before the bombs went off. The death toll
continues to mount. According to Acebes and other official
sources, the death toll was 173, with more than 600 wounded.
FM Ana Palacio also commented to the press that ETA was
responsible, as did Popular Party candidate for President of
the Government, Mariano Rajoy.

2. (C) As noted in reftels, ETA experts in the Spanish
police, as well as other Spanish officials, had expressed
concern to us that ETA would seek to strike before the March
14 general elections. Our contacts said ETA would seek to
strike during the high profile election campaign to
demonstrate that, despite suffering unprecedented arrests and
disruption, it had not given up. In the past two months,
police have had success in disrupting two major ETA attempted
attacks. On February 29, two ETA operatives were arrested
about 100 miles east of Madrid. One was driving a truck
laden with 536 kg of explosives, destined for detonation in
Madrid. On December 24 police stopped an attempt by two
ETA operatives to place backpacks laden with explosives on a
train going from Irun (Basque region) to a Madrid train
station. Acebes said that this demonstrated ETA had been
looking for a spectacular attack, with major civilian
casualties. He added: “I will not accept the intolerable
assertion by those who try to divert the culpability to other
groups.”

3. (SBU) As a result of these and other police operations,
and the arrest of 126 ETA operatives and accomplices in Spain
in 2003, ETA had not killed anyone in a terrorist attack
since May 2003. The total of three ETA killings for 2003
was the lowest figure in ETA’s history (apart from brief
periods of unilateral “cease-fire”). Prior to this attack,
ETA’s highest number of victims in a single attack was in
Barcelona in 1987 when ETA exploded a bomb in a Hipercor
shopping center, killing 21. (ETA claimed that it did not
intend to kill so many civilians at Hipercor but that there
had been a problem with the warning call.) Apart from
this, several ETA attacks caused 10 or 12 fatalities, often
against police targets. But ETA had more typically
targeted its victims more discriminately, generally killing
one or two at a time. The total number persons ETA had
killed, before the March 11 Madrid attack, was about 850.

4. (C) This attack comes only three days before March 14
general elections. Both major political parties have
canceled campaign events, including major end of campaign
rallies scheduled for March 12. A spokesman for ETA’s
political arm, the de-legalized party Batasuna, Arnaldo
Otegi, claims that the attack could not have been by ETA
since, he claimed, ETA phones in ahead of time. Otegi
attributed the attack to Islamic extremists. President’s
Office contacts have called us to stress that the GOS is sure
that the perpetrator is ETA, as Acebes has stated
emphatically. They request that the USG support this in its
declarations and not express any doubt in public comments
about the party responsible.

5. (SBU) The Ambassador has called King Juan Carlos, FM
Palacio, Madrid Region President Aguirre and President
Aznar’s Office to express our solidarity with Spain. FM
Palacio made a point in her conversation with the Ambassador
in objecting to media use of the term “Basque Separatists” to
describe ETA. Now more than ever, she stressed, ETA must be
called only by the name of “ETA Terrorists.” The Ambassador
will also write letters to Interior Minister Acebes, the
Mayor of Madrid, and other senior officials. 

6. (C) Comment: The magnitude of death and injuries caused
by the attack is unprecedented in ETA’s history and is, by
far, the worst terrorist attack Spain has suffered. The
fact that there was no warning call combined with massive
civilian casualties represents a major departure in ETA’s
modus operandi. The two foiled attacks mentioned (para 2)
above indicate that ETA was already changing its tactics in
favor of indiscriminate attacks. As per reftels, an ETA
under intense police and judicial pressure and lacking in
technical skill for pinpointed attacks appears to have
decided to lash out, not unlike a wounded animal, to cause
maximum civilian harm. As far as the political campaign is
concerned, Mariano Rajoy and the Popular Party, have made
waging the war against ETA, without compromise or dialogue,
central to their campaign. An ETA attack, even this
enormous one, should thus not work against the governing
party. However, if ETA’s political wing (the de-legalized
Batausna) is able to seed doubt about the perpetrator, some
might blame the PP government for exposing Spain to Islamic
extremist terrorism because of its Iraq policy. Hence the
call to us from Moncloa for the USG to be clear in public
comments that the perpetrator of this tragedy is ETA.
ARGYROS

Según Traducción Google traslate:

1. terroristas (SBU) ETA golpeó 11 de marzo en el centro de
Madrid, poner bombas en cuatro trenes de cercanías. Hubo un
total de 13 explosiones (tres de ellos controlados por la policía
explosiones para desactivar bombas.) Las bombas explotaron en
la mitad de la hora punta, de 0.835 a 0.855 locales. Interior
Acebes ministro confirmó que el SMO no tenía “ninguna duda” de que
ETA era la responsable. También confirmó que no había
pide asesoramiento antes de las bombas estallaron. La cifra de muertos
sigue aumentando. Según Acebes, y otro funcionario
fuentes, el número de muertos fue de 173, con más de 600 heridos.
FM Ana Palacio también comentó a la prensa que ETA era
responsable, al igual que el candidato del Partido Popular a la Presidencia de
del Gobierno, Mariano Rajoy.

2. (C) Como se señala en reftels, ETA expertos en el español
la policía, así como otros funcionarios españoles, había expresado
nos preocupa que ETA tratará de huelga antes de la Marcha
Elecciones generales del 14. Nuestros contactos dijo que ETA tratará de
huelga durante la campaña electoral de perfil alto para
demostrar que, a pesar de sufrir detenciones sin precedentes y
interrupción, no se había dado por vencido. En los últimos dos meses,
la policía ha tenido éxito en la interrupción de dos grandes ETA intentó
ataques. El 29 de febrero, dos agentes de ETA fueron detenidos
a unos 100 kilómetros al este de Madrid. Uno de ellos fue la conducción de un camión
cargado con 536 kilos de explosivos, destinados a la detonación en
Madrid. El 24 de diciembre la policía detuvo un intento de los dos
operativos de ETA de colocar las mochilas cargadas de explosivos en un
tren que va desde Irún (País Vasco región) a un tren de Madrid
estación. Acebes dijo que ETA había sido demostrado
en busca de un ataque espectacular, con grandes civiles
víctimas. Y agregó: “No voy a aceptar lo intolerable
afirmación de aquellos que tratan de desviar la culpa a otros
grupos “.

3. (SBU) Como resultado de estas y otras operaciones de la policía,
y la detención de 126 agentes y cómplices de ETA en España
en 2003, ETA no ha matado a nadie en un ataque terrorista
desde mayo de 2003. El total de los tres asesinatos de ETA en 2003
fue la cifra más baja en la historia de ETA (además de breve
períodos de medidas unilaterales “alto el fuego”). Antes de este ataque,
mayor número de víctimas de ETA en un solo ataque fue en
Barcelona en 1987, cuando ETA hizo explotar una bomba en un Hipercor
centro comercial, matando a 21. (ETA afirmó que no
la intención de matar a tantos civiles en Hipercor, pero que no
había sido un problema con la llamada de advertencia.) Además de
esto, varios atentados de ETA causa 10 o 12 víctimas mortales, a menudo
contra objetivos policiales. Sin embargo, ETA había más típicamente
dirigido a sus víctimas más discriminada, por lo general matar
uno o dos a la vez. El número total de personas ETA
muertos, antes del 11 de marzo atentado de Madrid, fue alrededor de 850.

4. (C) Este ataque se produce sólo tres días antes del 14 de marzo
las elecciones generales. Los dos principales partidos políticos han
eventos cancelados campaña, incluidos los fines principales de la campaña
mítines programados para 12 de marzo. Un portavoz de ETA
brazo político, el partido de-la legalización de Batasuna, Arnaldo
Otegi, afirma que el ataque no pudo haber sido por ETA
ya que, según él, los teléfonos de ETA en antes de tiempo. Otegi
atribuyó el ataque a extremistas islámicos. Presidente
Oficina de contactos nos han llamado para insistir en que el SMO es seguro
que el autor es ETA, según Acebes ha declarado
enfáticamente. Piden que el gobierno de Estados Unidos en su apoyo a este
declaraciones y no expresa ninguna duda en los comentarios del público
sobre la parte responsable.

5. (SBU) El Embajador ha llamado el Rey Juan Carlos, FM
Palacio, Aguirre, presidente de la región de Madrid y Presidente
Oficina de Aznar para expresar nuestra solidaridad con España. FM
Palacio hizo un punto en su conversación con el Embajador
en oponerse a los medios de comunicación el uso del término “separatistas vascos” para
describir ETA. Ahora más que nunca, subrayó, ETA debe ser
llama sólo por el nombre de “Los terroristas de ETA”. El Embajador
También va a escribir cartas a Acebes ministro del Interior, el
El alcalde de Madrid, y otros altos funcionarios.

6. (C) Comentario: La magnitud de la muerte y las lesiones causadas
por el ataque no tiene precedentes en la historia de ETA y, por
ahora, el peor ataque terrorista en España ha sufrido. La
hecho de que no hubo aviso de llamada junto con masivas
víctimas civiles representa un cambio importante en ETA
modus operandi. Los dos ataques frustrados mencionado (párrafo 2)
anteriores indican que ETA ya estaba cambiando su táctica en
a favor de los ataques indiscriminados. Según reftels, una ETA
en virtud de la policía judicial y la presión intensa y carente de
habilidad técnica de los ataques señalado parece haber
decidió a atacar, no a diferencia de un animal herido, a causa
daños civiles máxima. En cuanto a la campaña política se
que se trate, Mariano Rajoy y el Partido Popular, han hecho
librando la guerra contra ETA, sin compromiso o diálogo,
central de su campaña. Un atentado de ETA, aunque este
una enorme, por lo tanto no debe trabajar contra el gobierno
Parte. Sin embargo, si el brazo político de ETA (la de-legalizado
Batausna) es capaz de dudar de la semilla sobre el autor, algunos
podría culpar al gobierno del PP por denunciar a España islámica
el terrorismo extremista, debido a su política en Irak. De ahí que la
nos llaman desde Moncloa para el gobierno de Estados Unidos a ser claro en público
comentarios que el autor de esta tragedia es ETA.
Argyros

http://www.elpais.com/articulo/espana/Cable/Embajada/Washington/atentados/marzo/2004/elpepuesp/20101211elpepunac_2/Tes

 

 


Ciberrevuelta…será posible ???

Ciberrevuelta

“El Pentágono ha reconocido formalmente el ciberespacio como un nuevo dominio de guerra”. Son las palabras del subsecretario de Defensa norteamericano William J. Lynn en un reciente artículo. Su descripción de la nueva estrategia para la ciberguerra aclara por qué los ataques informáticos de los partidarios de Wikileaks no son sino una revuelta de ciudadanos hartos de la opacidad y los abusos del poder. “Somos luchadores por la libertad de internet”, se defineAnonymous, el grupo impulsor de los ataques contra los servidores de empresas como Amazon, PayPal, Mastercard o Visa. Respuesta de apoyo a Julian Assange y su organización tras haber sido detenido en Londres. Pero también una revuelta contra el control del poder político y económico sobre la información, los contenidos y el conocimiento. Contra la privatización de la libertad del ciberespacio.


La retórica de la guerra no sirve para este conflicto. Ni siquiera la de la guerra contra el terrorismo popularizada por el gobierno norteamericano para justificar las represalias del 11-S. “La ciberguerra es asimétrica”, explica el subsecretario de Defensa, “es más, ni siquiera está siempre claro qué constituye un ataque. De hecho, muchas de las intrusiones están más cercanas al espionaje que a un acto de guerra”.

La ciberrevuelta liderada por Anonymous contra las empresas colaboracionistas del gobierno norteamericano en el acoso a Wikileaks hunde su estrategia en el mayor temor del Pentágono: “El ataque a la propiedad intelectual puede ser la más significativa ciberamenaza que los Estados Unidos enfrenten”, dice Lynn. Esa visión justifica las presiones a España –otra vez demostrada en los cables desvelados por Wikileaks– y a otros países para endurecer la persecución contra las descargas y el P2P.

La propia Operación Payback de hackeo a los colaboradores de la persecución a Assange y Wikileaks tiene su precedente en la revuelta contra la industria de la música. Payback y Anonymous se pronuncian contra la censura y el copyright, a favor de la libertad de expresión y el libre flujo de contenidos de la era digital.

Es un conflicto entre el supercapitalismo, el poder corporativo que se ha adueñado de la democracia (Robert Reich), y los ciudadanos, hartos de ser considerados hiperconsumidores sin más derechos que acatar el dictado del mercado. Sometidos por una política privatizada, dirigida por una partitocracia más preocupada de mantener el poder que del bien público.

Una privatización del espacio público y la democracia que feudaliza la sociedad. Grupos de interés privados con poder para definir políticas y espacios públicos. Como ocurre en la propia internet, donde la mayoría de los usuarios dependen de empresas privadas para ejercer sus libertades en el ciberespacio. Un sistema que erosiona el que la modernidad y la democracia crearon: un cuerpo social soberano.

Vuelta al feudalismo y a un vasallaje cuyas servidumbres son los datos personales de los usuarios, sus contenidos, relaciones, amistades, etc. empleadas por las grandes empresas de internet para sostener su negocio.

Poder político y económico se confunden y los accionistas se imponen a los ciudadanos. Así lo ven cada vez más personas, como muestran las encuestas que sitúan al poder en la banca, el gobierno y las grandes empresas. Donde el control democrático de los medios falla surgen Wikileaks o la Operación Leakspin, impulsada por Anonymous como estrategia para dar donde más duele, “la repercusión mediática” de lo que era secreto.

Ante la privatización del espacio y los bienes públicos, los cooperantes de Anonymous, como tantos partidarios de los movimientos altermundistas o simples consumidores enojados, se rebelan contra la clave del nuevo poder: “la propiedad intelectual y la competitividad en la economía global”, en definición del responsable del Pentágono. Una ciberrevuelta contra la democracia corporativa.

Pero hay políticos y estados que prefieren declarar la guerra a sus propios ciudadanos para escapar a su control. Traicionan la convivencia democrática con el mito del enemigo interior, la coartada de todas las dictaduras. Una estrategia peligrosa que puede abrir todavía más la brecha entre poderosos y gobernados.

http://www.estrelladigital.es/blogs/juan_varela/Ciberrevuelta_7_865183474.html

http://periodistas21.blogspot.com/2010/12/ciberrevuelta.html?utm_source=feedburner&utm_medium=feed&utm_campaign=Feed:+blogspot/rHCJ+(Periodistas+21)&utm_content=Twitter


Camps y Wikileaks

Que buen ojo tienen los americanos, ya en 2006 apostaban por Camps como sucesor de Rajoy e iban por buen camino, si siendo presidente de una comunidad autónoma es capaz de dejar plantado a su partido por ser el chófer de Montezemolo, así que dándole una vuelta por la Super Bowl, NBA o por General Motor lo que hubiese sido capaz de hacer…


el presente y el futuro…