Mi página personal e íntima (L’illa)

Entradas etiquetadas como “ciudadan@s

La gran desconexión de Manuel Castells

La gran desconexión

Los gobiernos de los países donde hay revueltas ya han perdido la batalla de las mentes. Y esta se decidió en las redes de internet

Un nuevo espectro recorre los salones del poder en el mundo: la libre comunicación en las redes de internet. Ministros y ministras sin decencia legislan, contratan policías informáticos y censores, amenazan, sancionan, encarcelan y en algunos casos, como a Jalid Said en Alejandría, matan por colgar un vídeo en YouTube. Saben que se juegan su negocio, porque el poder siempre se ha basado en el control de la comunicación. Pero su esfuerzo es vano. Aunque castiguen al mensajero no interceptan el mensaje. En democracia, porque aún hay protección judicial de la libertad de expresión.

 

Los tribunales frenaron en sus intentos censores a Bill Clinton, a Blair, a Sarkozy, a González Sinde, entre otros. En países autoritarios, como China, los censores dependen de robots programados mediante palabras clave, por lo que basta con no utilizarlas. Facebook o Twitter están bloqueados en China, pero hay otras redes sociales chinas y sobre todo blogs y chats cuya infinidad hace difícil su control. Así que los gobiernos están empezando a diseñar sistemas para desconectar internet y las redes móviles en momentos de crisis. Eso hizo Ahmadineyad en el 2009 y Mubarak entre el 27 de enero y el 1 de febrero.

 

No hay un botón de mando que permita desconectar todas las redes con pulsarlo (aunque el Congreso estadounidense lo tiene en estudio). Lo que hizo Mubarak fue ordenar verbalmente a los principales proveedores de servicio de internet (IPS) que desconectaran a Egipto de la red global reprogramando los códigos de acceso. La desconexión afectó a 3.500 rutas BGP de los IPS egipcios. Se mantuvo todavía el proveedor del grupo Noor, que conecta la bolsa egipcia, pero también interrumpió el servicio dos días después. El apagón no fue total porque existen pequeños proveedores independientes, pero afectó al 93% del tráfico. Simultáneamente, se desconectaron las redes móviles y la recepción del satélite de Al Yazira.

 

Y ahí surgió la solidaridad de la comunidad internauta global, personas y empresas, así como la creatividad de los jóvenes egipcios. Los manifestantes se conectaron por varios procedimientos. La red hacker Tor, un proxy que redirecciona con anonimidad tráfico en internet por una red de ordenadores voluntarios, recibió mensajes por teléfono que eran remitidos a conexiones de internet aún abiertas en Egipto o en la red de fibra óptica Europa-Asia que se mantuvo operativa aunque desde Egipto no se pudiera conectar. Mediante otra red global, Hot- Spot Shield, los internautas egipcios pudieron conectar con seguridad otros proxys, o sea, direcciones de internet alternativas con conexión disponible. Teléfonos inteligentes (como iPhone) se usaron como módems para conectar a internet mediante llamadas internacionales por líneas de teléfono fijas que no se interrumpieron (el país no podía quedarse sin teléfono). Algunas empresas, como la francesa NDF, ofrecieron su conexión mediante llamadas a un número de París. Máquinas de fax, usadas desde universidades, establecieron conexión con estas redes, enviaron y recibieron mensajes que eran reenviados por fax dentro del país.

 

Otra organización internacional hacker, Telecomix, extendió a Egipto las tácticas que habían empleado en Irán, China, Túnez y otros países, informando a los egipcios en foros de chat o wikis sobre las posibilidades de comunicación a su alcance. Telecomix creó un programa de búsqueda automática en Google de todos los números posibles de máquinas fax en Egipto y enviaron mensajes generados en Egipto y telefoneados por línea fija a todos los números de fax. Se supone que Mubarak debió de recibir alguno, pero también los recibieron miles de personas que los difundieron en su entorno.

 

Google y Twitter organizaron un sistema speak-to-tweet mediante el cual una llamada telefónica internacional era registrada por un contestador automático y el mensaje era entonces automáticamente reenviado como twit a Egipto, identificado por un hashtag. Como Twitter estaba bloqueado, la empresa creó una nueva cuenta @twitterglobalpr específica para explicar el uso del speak-totweet en Egipto. Aunque sólo hay unos 14.000 usuarios de Twitter, los twits eran reenviados dentro del país por distintos medios, fax, panfletos distribuidos en la calle o radios de aficionados.

 

Lo importante fue la combinación de múltiples medios de comunicación, incluyendo grafitis y las redes personales que se formaron en el espacio urbano ocupado. Algunos activistas publicaron un manual de cómo comunicarse por cualquier medio y lo distribuyeron a mano entre los manifestantes. Los medios de comunicación, como Al Yazira, cubrieron la información en directo, y aunque el acceso a su satélite estuvo cortado en los cinco días de apagón, imágenes e informaciones se transmitieron desde Egipto por teléfono vía satélite, se colgaron en YouTube y se recibieron en el país por los múltiples canales reseñados.

 

El 1 de febrero, Mubarak restableció la conexión por internet para indicar una vuelta a la normalidad, a sugerencia de EE.UU. La medida había sido tan costosa como inútil. Un estudio de la OCDE cifra el costo económico directo del apagón de internet en 90 millones de dólares. A ello se añade el costo para el sector turístico y la interrupción del trabajo de las empresas de servicios de telecomunicación que operan como subcontratistas para empresas globales con ingresos estimados en tres millones de dólares diarios.

 

Pero el motivo fundamental del restablecimiento del servicio de internet fue la inutilidad de la medida. Cuando Mubarak se dio cuenta del peligro las redes sociales internautas ya habían pasado del ciberespacio al espacio urbano. Una vez conectadas en su vivencia, la comunicación por internet siguió siendo importante en lo global, pero ya no era decisiva en lo local. La gente ya había perdido el miedo. Ahí fue cuando Mubarak decidió usar lo de siempre: violencia e intimidación. Como sucedió luego en Irán, Bahréin, Siria, Yemen, Argelia, Jordania, Marruecos, Kuwait, Libia. Pero los gobiernos ya han perdido la batalla de las mentes. Y esta se decidió en las redes de internet. De eso están tomando buena nota en todo el mundo, incluidos los países democráticos, en ambos lados de la barricada.

http://www.lavanguardia.es/opinion/articulos/20110226/54120006572/la-gran-desconexion.html


El Ikea Valenciano ¿será una promesa electoral…?

Pese a la prisa de algunos, ante las elecciones, gracias a la labor del Consell de la Generalitat, estamos así con Ikea… (la Copa América, la Formula 1…tardaron mucho menos)

Ikea plantea nuevas dudas para instalar su tienda en Paterna

Miles de valencianos acuden al centro de la multinacional sueca los festivos locales Los consumidores de la Comunitat Valenciana representan el 45% de los clientes de la gran superficie en Murcia y gastan 50 millones al año en el conjunto de tiendas de Ikea en España

Un semáforo empotrado en la pared similar al de cualquier travesía de ciudad recibe cada jornada laboral a los más de 500 empleados de Ikea Murcia. El pasado lunes 12 de abril (Día de San Vicente) un intenso color rojo señala que la plantilla se enfrenta a lo que nivel interno se conoce «peak day» (día pico). Aunque es laborable en el entorno metropolitano de Murcia se espera una afluencia de visitantes más alta de lo habitual. Cerca de 18.000 personas pasarán por la tienda murciana de la multinacional fundada en 1943 en Suecia por Ingvar Kamprad. Uno de sus lemas decora la escalera de entrada a la garita de seguridad: «El sueño: crear un hogar día a día para la mayoría de las personas».

El lunes 12 de abril la mayoría de las personas ha recorrido más de doscientos kilómetros en busca de muebles baratos para decorar su casa sin renunciar a diseños modernos. Provienen de distintas ciudades de la Comunitat Valenciana, principalmente de las provincias de Valencia y Alicante. «No entendemos por qué no se abre una tienda en Valencia», afirman Pablo y Eva, un matrimonio valenciano que ha parado con sus hijos en la tienda de regreso a casa desde Cartagena, donde han pasado el fin de semana. No será por demanda. Los valencianos se dejan en las distintas tiendas de Ikea de España (principalmente Murcia, Madrid, Zaragoza y Barcelona) 50 millones al año de gasto, según explica a Levante-EMV el subdirector del establecimiento murciano, Daniel Molina, que ejerce de guía durante la visita. Un festivo local en Valencia y muchas ciudades de su entorno como el del pasado lunes los clientes valencianos representan holgadamente el 50% de los consumidores que pisan la tienda. «La Comunitat Valenciana es prioritaria para nosotros». De los 3,2 millones de personas que pasaron por aquí el año pasado el 45% procedía de la autonomía valenciana. «Tenemos detectado que a los valencianos les encanta comprar muebles y además renuevan mucho», señala Molina.
El traslado es algo ya habitual para muchos ciudadanos de Alicante, cuya capital dista a apenas 90 kilómetros de Ikea. Los de Valencia recorren 260 kilómetros. El viaje resulta rentable para las cuentas de Ikea Murcia, la factura media del cliente de la Comunitat Valenciana es de 320 euros. ¿Crisis? «No la hemos notado, quizás ha bajado el ticket medio, pero recibimos más visitantes». La recesión económica ha incorporado nuevos perfiles de clientes a Ikea, familias de rentas medias-altas que antes preferían gastar en diseños más caros. «La clave que de nuestro éxito es el compromiso conjunto con el cliente porque hace una parte del trabajo». El modelo de automontaje funciona, aunque la multinacional ofrece servicios complementarios de trasporte y montaje que incrementan la factura. Silvina asalta a Molina por uno de los pasillos de la tienda sin saber que va acompañado de dos reporteros: «¡Por favor un Ikea en la Comunidad Valenciana!». Molina le explica que la multinacional se ha marcado abrir una tienda por cada millón de habitantes y recuerda que Valencia es el única gran área metropolitana que no cuenta todavía con una tienda. Bloqueado el proyecto de Paterna, los responsables de la empresa no ha dejado de buscar ubicaciones. Tienen novios de sobra. Muchos son los municipios que se han ofrecido: Llíria, Alfafar, Gandia… Y otros que irán apareciendo.

Público heterogéneo
El modelo Ikea ya no atrae sólo a familias, parejas o solteros que buscan amueblar o decorar su casa con diseños de vanguardia de bajo coste. Javier, Lola y sus socios han llenado hasta arriba sus carros de productos de menaje y mueble auxiliar para el restaurante mejicano que tienen previsto abrir en abril en Dènia. «Si hubiera una tienda habríamos ido a Valencia», explican. Muchas son las empresas que ya compran mobiliario y producto en Ikea, que ha puesto en marcha un servicio telefónico (Ikea Business) para realizar pedidos a distancia. «Venimos sobre todo por el precio», explican Javier y Toñi, un matrimonio de Sueca, mientras tratan de ubicar en su vehículo las muebles comprados.
José, Yeni, Rafa y Belén planifican en uno de los ordenadores de la tienda la cocina que quieren para la casa de fin de semana que poseen en la aldea requenense de El Pontón, aunque trabajan en Burjassot. «Aquí hay más opciones porque está todo», apuntan. Molina explica que son muchos los clientes que acuden al establecimiento para decorar su segunda residencia. Sobre la tienda en Valencia y las reticencias de algunos empresarios del mueble lo tiene claro: «Desde que Ikea está en Murcia se venden muchos más muebles». Según este responsable, la empresa cuenta con varios proveedores valencianos dentro de su exigente proceso de selección.


La gasolina y la luz, como nos mueven y nos moveremos…

Hoy he ido a poner carburante diesel a mi coche y que yo me acuerde nunca había tenido un precio tan elevado, casi, casi igual que la gasolina, supongo que nos dirán que la inestabilidad en Oriente Medio hace que el precio del crudo suba.

Algún día esa zona, ya sea por llevarse mal con occidente o simplemente porque se acaba, dejará de suministrarnos el líquido elemento, el oro negro.

 

Ante esto, parece que los oligopolios están cogiendo sitio y atando las cosas bien atadas, se supone que una vez se acabe el negocio de los vehículos a motor, avanzaremos en la línea de que los coches sean eléctricos, ante esto, las últimas medidas adoptadas despiertan mis recelos, una es la recién ampliada duración de las centrales nucleares de 40 a 60 años, unas centrales ya amortizadas y que con su mayor duración las hace más vulnerables, y la otra es el incremento de la luz este último año de un 10%, lo que hace que el negocio de los coches eléctricos cuando llegue será un negocio para los de siempre, y quién tendrá que pagar, y ya veremos que diferencia notamos entre alimentar nuestros vehículos a gasolina o a luz, ya que el costo final lo abonaremos  l@s ciudadan@s.

Da rabia que siempre paguen los mismos, para que los elegidos por estirpe familiares vivan muy bien.

No he visto ninguna empresa, que después de cambiar el envío por postal, por la factura electrónica, haya aplicado una  reducción de alguna de sus tarifas a sus consumidores/as, o haya pagado un mes de internet al/a la ciudadan@, ya que este gasto ha sido repercutido al/a la consumidor/a final


Ahora que llego la lluvia y el viento, hablemos de cosas serias…de nuestra #salud #polución

Ha llegado la borrasca, ha llegado el viento, la lluvia, el viento y el frío han llegado y han quitado de encima de nuestras grandes ciudades la nube de polución y de contaminación.


Ahora que hemos comprobado que a algunos  de l@s politic@s de algunas ciudades  que nos gobiernan, les preocupa más los datos de los medidores que la salud de l@s ciudadan@s de sus ciudades, es el momento de pedir responsabilidades.

Es el momento de exigir de que los medidores de contaminación estén donde deben estar, de pedir responsabilidades políticas, de solicitar medidas para cuando la contaminación sea peligrosa para nuestra salud, de los mayores, de l@s niñ@s, de l@s enferm@s.

Y si la medidas deben ser la reducción del tráfico rodado que sean valientes y las tomen explicándolas a la ciudadanía, que apoyen decididamente el trasporte público, y los carriles bici.

Y ciudadan@ cuando vayas a votar este año piensa en tu salud y en la de tu seres más queridos, ya que si no hacen nada, lo que están haciendo es jugar con tu salud y la de los tuyos



Guía rápida de Twitter #redessociales #twitter #activismo

Aunque es una guía de twitter para empresas, creo que es muy utíl para l@s principiantes, ya que esta muy bien explicado todo.


http://www.e-interactive.es/blog/guia-de-uso-de-twitter-para-empresas/


Mis, tus, sus, nuestr@s, vuestr@s compañer@s siguen detenid@s #libertad #egypt #egipto

 

 

Hola Antonio, Rosa, Manolo, Sofía, Roberto, Ana…(Cual sea tu nombre) etc

Esta mañana me he reunido con un representante de la Embajada de Egipto en Madrid y le he entregado las firmas de 80.000 personas que ya hemos actuado para pedir el fin de las violaciones de derechos humanos contra los manifestantes pacíficos.

También he pedido la puesta en libertad inmediata de nuestros dos compañeros de Amnistía Internacional – fueron detenidos ayer por la policía en El Cairo y están en paradero desconocido – y del resto de activistas pro derechos humanos.

Su respuesta me ha dejado profundamente preocupado, ya que dicen desconocer si están detenidos y no han declarado nada sobre su paradero. ¿Dónde están entonces?

No tenemos más remedio que mantener la presión hasta que las autoridades egipcias pongan en libertad a los activistas pro derechos humanos, incluidos los de Amnistía Internacional, y garanticen la protección de los manifestantes pacíficos, activistas y periodistas. Tememos por la seguridad de miles de personas detenidas durante los disturbios.

Leopoldo, estamos en un momento crucial para los derechos humanos en Egipto. Tu voz servirá para animar a los cientos de miles de egipcios que han tomado las calles para pedir un cambio. Gracias por sumarte aquí a nuestra petición y, si ya has firmado, gracias poranimar a tus amigos y amigas a participar en este momento histórico.

Recibe un afectuoso saludo.

Esteban Beltrán
Director de Amnistía Internacional – Sección Española

P.D. Amnistía Internacional no recibe subvenciones de ningún gobierno nacional para preservar suindependencia e imparcialidad. Sólo el apoyo económico de gente generosa como tú nos ha permitido durante décadas investigar la situación de derechos humanos en Egipto. Hazte socio/a ahora para que podamos continuar con este trabajo con total independencia e imparcialidad.

 


La crisis, l@s especuladores/as, los gobiernos…y l@s ciudadan@s pagan todo (interesante artículo) #crisis

Cuando se produjo la implosión del sistema financiero global allá por el otoño de 2008, fundamentalmente en Estados Unidos y Europa, porque Japón llevaba muchos años en una prolongada crisis, hubo un clamor general para que los responsables políticos intervinieran. Dejar caer a Lehman Brothers, primer banco de inversión del mundo, se consideró un error y el pánico se propagó por todos los países centrales. La recesión mundial fue la consecuencia de ese estallido.

Algunos consideramos que la política, ausente en la era de hegemonía del pensamiento de la “mano invisible del mercado”, de la desregulación, estaba de vuelta. Los irresponsables que con sus malas prácticas nos llevaron a esta catástrofe, se agazaparon y pidieron a gritos ser rescatados.

Parecía, en efecto, que aunque fuera a un coste inmenso, la política como representación de los intereses generales, empezaba a tomar las riendas del mercado para desarrollar un marco regulatorio y un sistema de control que evitara la galopada de los movimientos de capital puramente especulativos, de la proliferación de esos “derivados” sin registros contables ni conexión con la economía real o de los bonus escandalosos para accionistas y ciudadanos.

Lo primero fue el rescate. Centenares de miles de millones de dólares o euros, en Estados Unidos o en Europa, se destinaron al saneamiento de las entidades financieras en crisis. Y aún más, según los casos, a paliar los efectos en la economía real de los países occidentales. Sin excepciones, el impacto de este esfuerzo financiero, recayó sobre el déficit y sobre la deuda de los países afectados. Es decir, sobre los ciudadanos.

A continuación empezó una lucha distinta. La política parecía dispuesta a limitar los despropósitos que se habían producido en el funcionamiento anómico de los mercados. Se pretendía acabar con la enorme cantidad de ingeniería financiera sin base real; con la ausencia de contabilidad de operaciones llenas de humo que iban creando la burbuja que terminó por estallar. Incluso se estaba pensando en cómo limitar las operaciones a futuro que tensionan al alza los precios de las materias primas -incluidas las alimentarias-. En definitiva, lo que se estaba buscando es que la política gobernara a los mercados y no fuera gobernada por estos.

Las escenas vividas en Davos indican algo muy diferente. La política a la defensiva y los representantes del sistema financiero rescatado al ataque. Merkel y Sarkozy defienden el euro ante las dudas planteadas sobre su capacidad de supervivencia. “Es nuestra moneda y la vamos a mantener”. “No se engañen, saldremos de esta situación y no dejaremos caer a ningún país del euro”, etcétera.

Los analistas financieros, los felices rescatados por las arcas públicas, los que no advirtieron la que se nos venía encima con sus prácticas intolerables, están crecidos. Vuelven a pronosticar y a recomendar a los políticos qué es lo que deben hacer. Su lenguaje suena así: “No se ocupen de nosotros, ni de nuestros bonos, ni de cómo y con qué productos debemos operar, ocúpense de reducir sus deudas y controlen sus equilibrios presupuestarios”. “O sea, nos tienen que dejar a nuestro aire, que hagamos lo que queramos y ustedes deben ocuparse de sus asuntos. Si no nos dejan tranquilos no habrá créditos para la economía productiva”.

O sea, muchos de ellos estaban quebrados, como Lehman Brothers, fueron rescatados con dinero público, es decir con endeudamiento de los Estados, provocaron una catástrofe que continúa en la economía real. Y, ahora, vuelven a dictaminar sobre lo que deben hacer los políticos, poniéndolos a la defensiva. Es demasiado descaro para que la opinión pública no esté indignada, aunque hayan logrado que lo esté más con los responsables políticos.

En estos momentos estamos soportando de nuevo las operaciones a futuro sobre granos, es decir sobre la alimentación. Una mala cosecha en Rusia, más los incendios, produce una supresión de exportaciones. Lo que afecta a la oferta mundial no es significativo por sí mismo, pero los movimientos especulativos tensionan al alza los precios en todas partes. En el norte de África, por mirar cerca de nosotros, nos encontramos con una nueva “revuelta del pan”, aunque mezclada con el trasfondo de ansia de libertad de mucha gente.

Y nos sentimos inermes. Cualquier especulador puede comprar siete cosechas de arroz o de trigo, o de…, con un afianzamiento del 5% de su valor estimado. La presidencia francesa del G-20 intenta recuperar la idea de una tasa, bien sea mínima, a los movimientos de capital. Si el movimiento no es especulativo, la tasa será indolora. Si lo es, y se repite cada 24 o 48 horas, empezará a pesar en los especuladores. Es una buena idea que nos retrotrae a la nonata tasa Tobin.

Pero si, como temo, no sale adelante, se podría cortar de raíz este movimiento que provoca hambre y desesperación en el mundo, exigiendo un afianzamiento del 60%. Menos trámites de acuerdos imposibles -hasta ahora- y poner cara la especulación salvaje, aumentando en serio el riesgo para los actores.

Pero, en fin, es solo una parte de esta fronda que nos llevó a la crisis y que teníamos la esperanza de que la política, de vuelta, pudiera racionalizar. En los debates de Davos parece que esa esperanza se convertirá en melancolía y que de nuevo incubaremos la siguiente burbuja financiera. Entonces nadie tolerará que se vaya al rescate de los que la provocan, a costa de tanto sufrimiento.

Felipe González fue presidente del Gobierno español entre 1982 y 1996.

http://www.elpais.com/articulo/opinion/Davos/politica/elpepiopi/20110204elpepiopi_5/Tes